Página 25 - Historia Digital

Versión de HTML Básico

Historia Digital colabora con la
Fundación ARTHIS
Historia Digital
, XIX, 33, (2019). ISSN 1695-6214 © Sergio Fernández, 2019
P á g i n a
| 171
una ciudad eterna que disfruta de la vergüenza y la libertad antes del gusto
del idólatra (Malaparte, 2013c).
Pero Malaparte no podía sino estar en el lado malo, como su propio
nombre indicaba. De repente, en 1949, publicó su también polémica novela
de ciencia ficción (o "
romanzo fantapolitico
") llamada
Storia di Domani
, ante
las críticas de marxistas italianos de renombre por el apoyo de Togliatti y las
sovietización del comunismo nacional. Obra de enorme éxito en plena
proclamación de la República nacional, nacida de la famosa reunión en Capri
con lo más granado del comunismo italiano, y que contaba la hipotética
dominación soviética de toda Europa con el propio Togliatti como presidente
de una Italia satélite de Moscú. Ante la dura respuesta del dirigente
comunista, Malaparte volvió a su legendaria afición: fue buscado por los
demás y fue comunista como los demás.
"Niego de la manera más absoluta, más categórica, que
alguna vez presentara una solicitud de registro en el P.C.I. Si en
febrero de 1944 hubiera solicitado el registro con la P.C.I., es muy
probable que se aceptara, y probablemente con el mismo placer con
que, unos meses después, en agosto de 1944, fueron aceptados y
publicados por ·Unidad, con gran impresión tipográfica, mis
correspondencias de guerra desde el frente; lo cual no hubiera
sucedido si hubiera solicitado el registro con P.C.I. y si esa solicitud
hubiera sido rechazada. Añado que no hay nada extraño en el hecho
de que he trabajado con los comunistas durante la guerra de
liberación, y no sólo como un corresponsal de guerra de Unidad,
sino como un oficial de enlace con la división partisana comunista
Potente en Oltrarno, Florencia: todos los que participaron
activamente en la guerra de liberación han colaborado con los